Voces vivas: La voz de los líderes sociales
Miércoles, 15 Mayo 2019

Voces vivas: La voz de los líderes sociales

Escrito por

La voz de 54 líderes sociales es la protagonista en esta investigación periodística que busca narrar las historias de los líderes amenazados en Colombia. Una gran base de datos auditiva de defensores amenazados, es el resultado de esta investigación de la Unidad de Datos de El Tiempo.

Narrar la violencia contra los líderes sociales con una mirada distinta, que se alejara de la muerte y valorara la vida y lucha de cada hombre o mujer que trabaja en pro de una causa, fue la razón de Voces Vivas, un proyecto de investigación de la Unidad de Datos de El Tiempo.

 

Son 54 líderes sociales, que clasificados en 11 categorías, documentaron su historia en un podcast de no más de 4 minutos, en donde con su tono de voz y acento describen, de la manera correcta, lo que han vivido y conseguido gracias a su trabajo, y así como también, su angustia por el costo que han tenido que pagar en su vida cotidiana, a causa de ello.

Porque cada día es un comienzo nuevo,

Porque esta es la hora y el mejor momento.

Porque no estás solo, porque yo te quiero.

Mario Benedetti.

¡No te rindas, porque no estás solo, porque yo te quiero! fue el mensaje que el equipo periodístico quiso destacar, y que extrajo del poema No te Rindas de Mario Benedetti, con el que periodistas del país hicieron la promoción y seleccionaron una historia, la adoptaron y apoyaron para invitar a escuchar cada caso y respaldarlo con un click, para así decirles a los líderes colombianos que no están solos.

En esta gran base de datos están las historias de campesinos, afrodescendientes, indígenas, isleños y citadinos de 38 municipios, de 23 departamentos del país, que sufren asedio y que no reciben las medidas de seguridad necesarias para salvaguardar su vida.

Según un informe del Instituto Nacional de Medicina Legal, entre el 1 de enero de 2018 y el 30 de abril de 2019, han asesinado 317 líderes sociales en el país, y de acuerdo con los datos expuestos en Voces Vivas Colombia es el segundo país con más defensores asesinados en América Latina, después de Brasil.

Mira el mapa de Voces Vivas para conocer quiénes fueron los defensores asesinados en 2018

El análisis de la situación de los líderes en Colombia, la explicación del trabajo, una historia a profundidad en la que en cerca de 21 minutos Sandra Patricia Callejas cuenta su lucha en Ituango, Antioquia y 54 podcast son los elementos periodísticos que componen Voces Vivas, la primera base de datos sobre líderes amenazados en la voz de ellos mismos.

Sandra Callejas, presidenta de la Asociación de Desplazados de Ituango por el restablecimiento de los derechos (Asdedi). Foto cortesía: Constanza Bruno.

Consejo de Redacción habló con Sara Castillejo Ditta, periodista de Voces vivas, quien nos contó sobre los retos y parte del proceso para crear esta base de datos sonora.

¿Por qué decidieron abordar este tema desde el audio y a través de la voz de los líderes que aún están vivos?

Desde que se firmó el Acuerdo de Paz con las Farc, los periodistas han alertado de la violencia contra los líderes en el país. Esto lo habíamos visto reflejado en medios con historias pos-mortem o contadores de la muerte.

Pensamos en los encuentros que hemos tenido con ellos y ellas en territorio y creamos un enfoque que fuera todo lo contrario a la muerte, que valorara su vida, su lucha.

Ginna Morelo, editora de la Unidad de Datos de El Tiempo, trajo la idea de que los escucháramos, y cuando nos dimos a la tarea de hacerlo entendimos que hay cosas que se expresan mejor en su propia voz y no en la del periodista. Escuchando los audios se sienten distintos acentos, géneros, idiomas, edades y niveles de experiencia.

Entendimos que nosotras no podríamos transmitir el orgullo que ellos sienten por lo que han conseguido, ni mucho menos la angustia que tienen por lo que eso ha significado para su cotidianidad, mejor que ellos.

No podíamos hacer video, dadas las condiciones de seguridad, por eso decidimos optar por el audio, también en una reivindicación por la tradición oral de muchas regiones colombianas.

 

¿Cuál es el objetivo de la etiqueta #NoTeRindas y cómo contribuye con el apoyo que los lectores le pueden dar a la causa al escucharla desde la plataforma?

A los periodistas que participamos en la recolección de voces nos rondaba mucho cada historia escuchada, mediada casi siempre por el teléfono.

Empezamos a pensar en todas las veces que ellos han pensado en detenerse, porque se sienten inseguros, solos.

Muchas veces, cuando pierden un compañero, los que siguen con vida tienen miedo y todos los que los quieren, les piden que desistan.

Nosotros, con esta etiqueta, queremos decirles que continúen, que escuchamos su historia y entendimos el valor de su trabajo, que queremos un país que los proteja, donde no vuelvan a sentirse solos.

¿Cómo fue el proceso de mapeo para desarrollar esta investigación? ¿Qué herramientas usaron para esta fase del proyecto?

La base de datos es un archivo excel y los mapas que hay en los artículos están hechos con CartoDB. Las coordenadas de cada municipio se pusieron con Open Refine, de Google y los mapas que salen en cada uno de los audios son imágenes que hizo el área de diseño. Los gráficos internos están hechos en amCharts.
Tengo que destacar que esto fue posible gracias al ejercicio colaborativo de periodistas de regiones y de otros medios que se sumaron al proyecto.

 

¿Por qué decidieron clasificar los líderes? ¿Sienten que pudieron agregar o mejorar  esta clasificación?

Este proyecto fue planeado con la premisa de entender cuáles son las causas sociales que están siendo torpedeadas con el asedio a los líderes que las defienden. Y ese es el objetivo de la clasificación: saber cuáles son los derechos que están en riesgo de perder las comunidades donde estos líderes trabajan.

En el camino entendimos que buena parte de los defensores se encargan de labores varias, cuando tienen una que es central la clasificamos y cuando, por ejemplo, funcionan como gestores culturales, creadores de memoria histórica y asesores de derechos laborales, de acceso a la justicia, y además, pusimos “comunitario”.

Nos dimos cuenta que son ellos, los ‘toderos’, son los que están más amenazados.
Esta fue la mejor forma para reconocer todo su trabajo, pero estamos conscientes de que hay causas que no aparecen registradas, ya que hay regiones a las que no alcanzamos a llegar. Además, este trabajo es apenas una pequeña muestra de la cantidad y diversidad de líderes que tiene el país.

 

¿Cómo fue el proceso de musicalización de las narraciones?

Contamos con la ayuda de Maru Lombardo, quien es productora de pódcast en El Tiempo. Ella hizo parte de la recolección de voces y después se dedicó a armar una estructura que funcionara para todos.

Durante semanas, Maru estuvo dedicada a ensamblar esa estructura para cada audio. Hubo libertad para que ella hiciera el despliegue narrativo que le pareciera más adecuado para cada audio.

¿Cómo se articuló el trabajo de la Unidad de Datos de El Tiempo con el de los otros periodistas que hicieron parte del proyecto?

Hay muchos periodistas en este proyecto, con los reporteros hicimos contacto vía telefónica y cuando ellos accedieron a participar les enviamos un formato con las preguntas que tiene la base de datos, para que se las hicieran a los líderes en su territorio.

Por supuesto, ellos también hicieron otras preguntas, de su iniciativa, que sirvieron para los audios.

Con los periodistas que hacen parte de la campaña de difusión, bastó con invitarlos. Sabíamos que los periodistas que cubren derechos humanos, sin importar el medio, están tan preocupados como nosotras por esta situación. Así que los invitamos a que escucharan cada uno a un líder y lo presentaran, esto para la base de datos, pero también para sus propios círculos.

Nuestro objetivo con esto es hacer que las voces llegaran más lejos de lo que lograríamos entre Maru, Ginna y yo.

Fue muy grato ver que ninguno se negó: todos se apuntaron a poner su voz, escuchar y compartir la historia de cada líder.

¿Qué viene para Voces Vivas?, ¿el proyecto continúa?

Por ahora estamos monitoreando la situación de los 54 participantes de este trabajo, muchos de los cuales no cuentan con esquemas de seguridad. Hacemos seguimiento de sus vidas, pero no hemos ampliado la muestra aún a más líderes.

Lee acá el especial completo

913
Modificado por última vez en Lunes, 20 Mayo 2019 16:03