“Los medios de comunicación tienen un papel muy importante en la construcción de paz”: Michael Bock, embajador alemán
Jueves, 14 Septiembre 2017

“Los medios de comunicación tienen un papel muy importante en la construcción de paz”: Michael Bock, embajador alemán

Escrito por

Consejo de Redacción y la DW Akademie organizaron un encuentro de periodistas alemanes y colombianos durante cuatro días. En la clausura, Michael Bock, embajador alemán, Rachel Brazier, representante de la Delegación de la Unión Europea, María Victoria Llorente, directora de la FIP, Juan Diego Restrepo, director de Verdad Abierta, y Karen Naundorf, corresponsal alemana, discutieron los retos que enfrenta el periodismo para las próximas elecciones y la construcción de paz. ¡Mira los detalles! 

El encuentro, que inició desde el domingo 10 de septiembre, tuvo como invitados directores de medios como Colombia 2020, El Espectador, Vice Colombia, Colombiacheck, La Silla Vacía; directores de organizaciones como la Flip, la MOE, y el Observatorio de paz; periodistas como Salud Hernández y Claudia Morales; activistas como Natalia Orozco, directora del documental “El Silencio de los Fusiles” y el músico César López; y un panel de precandidatos presidenciales para las elecciones 2018.

 

En el cuarto día, se realizó el cierre del evento, con el conversatorio: ‘Polarización política, medios y las elecciones presidenciales del 2018, ¿un peligro para la paz?’.

Michael Bock, embajador alemán en Colombia, Rachel Brazier, jefa de la sección política, prensa e información de la Delegación de la Unión Europea para Colombia y Ecuador y María Victoria Llorente, directora ejecutiva de la Fundación Ideas para la Paz (FIP), realizaron reflexiones sobre la implementación de los acuerdos de paz en Colombia y los retos que enfrenta el periodismo para las próximas elecciones.

Ginna Morelo, presidenta de Consejo de Redacción, y Matthias Koop, representante de de la DW Akademie en Colombia, abrieron la clausura con palabras de agradecimiento a los periodistas participantes del encuentro y recordaron que aún hay retos para el periodismo en tiempos de transición. "Hay que fortalecer la alfabetización mediática", afirmó Koop, y reiteró el apoyo de la DW Akademie en los proyectos que pretenden contribuir en esta tarea.

Morelo explicó el objetivo del encuentro: “Con este encuentro queríamos enriquecer las miradas e inventar nuevas maneras desde el periodismo para hacer la transición en este país”, y reiteró su compromiso y el de la organización en el fortalecimiento del periodismo de investigación en Colombia: “Nuestra misión es aportar al debate desde la construcción periodística con independencia y con criterio y robustecer el proyecto de fortalecer el periodismo regional”.

Michael Bock, embajador de Alemania en Colombia, dio un pequeño recuento del trabajo de cooperación alemana que se está realizando en el país desde el 2001, según Bock, su país está ejecutando actualmente aproximadamente 1 billón de euros en proyectos relacionados con ambiente, educación, ciencia y más intensamente en proyectos relacionados con la estabilización del país durante los primeros dos años de implementación del acuerdo de paz.

“En la gestión de estos presupuestos hay control, son convenios bilaterales claramente definidos, no hay abusos", aclaró el embajador, y agregó: “La paz no se construye a través de grandes conceptos y monografías intelectuales que pocos leen, la paz es el trabajo del día, de persona a persona, de acción continua y repetida en una pequeña comunidad. Estos proyectos hacen esto, tenemos muchos expertos en las regiones donde hubo conflicto. Y allí poco a poco hay progreso”, explicó Bock, y aunque la inversión es alta, fue enfático en que la contribución más importante era la política: “estamos dando apoyo político para que un día podamos decir que el proceso es un éxito. (…) Desde hace más de 15 años estamos cooperando en el ámbito de la paz.”

Y aunque se mantuvo optimista sobre los avances que se han logrado, y han sido visibles, en materia de paz en el país; por su experiencia, luego de dos guerras mundiales, el embajador fue claro con lo que se viene para Colombia: “Lo que empieza ahora es mucho más difícil, la integración de los grupos y la reconciliación del país; nosotros sabemos que la reconciliación requiere tiempo y es un trabajo largo, de décadas. Ustedes necesitan perseverancia para seguir adelante. Porque esta guerra solo se gana a través de luchas y batallas perdidas”.

“Los medios de comunicación tienen un papel muy importante en la construcción de paz”, concluyó Bock, antes de darle paso a el panel del que participó con Rachel Brazier, jefa de la Sección Política, prensa e información de la Delegación de la Unión Europea para Colombia y Ecuador y Victoria Llorente, directora de la Fundación Ideas Paz.

“Nadie piensa que es fácil, aunque a veces la comunidad internacional piensa que lo es y piensa que ya está hecho. Nosotros sabemos que aún hay retos”. Con esto inició el panel la representante de la Unión Europea, numerando cuatro de los principales retos que la UE sabe que Colombia enfrenta durante estos primeros meses de implementación.

El primero, seguridad en las regiones, “todavía hay muchos actores armados, crimen organizado, y economía ilegal”; el segundo, falta de presencia estatal y buena gobernaza, “construir paz entonces es un reto que el gobierno colombiano. Nosotros como Unión Europea estamos intentando ayudar, construyendo un puente entre financiación nacional y cooperación internacional. Pero la paz no la construye la comunidad internacional, sino Colombia”; el tercero, reincorporación de exguerrilleros, “es un tema importante, porque a la gente que está en las Zonas Veredales de Transición y Normalización (ZVTN) les están ofreciendo una cantidad de plata por volver a delinquir en economía ilegal”; y finalmente, reconciliación y qué hacer frente a la polarización frente a las elecciones 2018.

Brazier dio un mensaje de reconciliación, aprendido de su experiencia como nación alemana, y advirtió a periodistas y medios su rol crucial en este proceso: “Nosotros nos construimos desde dos guerras, con este proyecto de paz seguimos adelante. (…) No sólo los políticos hacen la paz, viene de todas las personas. (…) periodistas y comunicadores tienen una gran responsabilidad. Lo que escucha la gente viene de los medios, entonces los medios tienen un gran poder de comunicación que tiene que reconocerse. Si los periodistas aportan con una mirada política, la gente va a creer. La responsabilidad de los medios en Colombia para los años que viene es altísima".

Victoria Llorente Directora Ejecutiva de la Fundación Ideas para la Paz (FIP) también hizo un llamado a los medios a abrir las agendas para cubrir la paz: “Ahora, aunque tenemos una realidad de paz que es fragmentada, tenemos que cubrir los hechos de paz que son múltiples, diversos”.

La directora de la FIP advirtió también sobre el cambio en el escenario político que vive Colombia, y los desafíos que enfrenta la organización para poder incidir en las agendas de las campañas políticas. Así mismo, abordó el tema más preocupante, la polarización que enfrenta la nación en las próximas elecciones presidenciales: “El tema de la polarización, que es un fenómeno mundial, tiene que ver con la manera como ha cambiado el negocio de los medios, y cómo la gente se informa. En medio de la gran polarización, uno se imagina cómo medios podrían atizar la polarización. Es muy difícil. Es un desafío muy grande para los medios. Yo creo que esto va a requerir mucho tiempo, paciencia y perseverancia”.

Y respecto a los temores de quien será el próximo presidente, Llorente afirma que ya se han dado grandes pasos, que son irreversibles, “lo que debemos impulsar es que las agendas de cambio sigan teniendo un espacio”.

El panel cerró con la invitación del embajador a cambiar la manera de reaccionar frente a los problemas, pues la cultura colombiana tiene una tendencia a las respuestas violentas. "Los medios tienen una responsabilidad grande en evitar formas de expresión que abonan al odio y a la violencia. No hay tanto pesimismo en los territorios. Mucha gente está agradecida por la ausencia de violencia. Hay razones para tener optimismo y seguir las líneas tomadas. Pero, veo una trampa en la que uno puede caer, las mentiras crean un clima de confrontación y si reaccionamos, ellos ganan, porque eso es lo que ellos quieren. Entonces hay que aceptar a quienes no quieren acuerdos de paz, no hay que atacar, entrar en debate, y hablar, pero no caer en la trampa de responder el mismo nivel. Este es un camino para la paz”.

El evento concluyó con una reflexión de dos periodistas, uno alemán, Karen Naundorf, y uno colombiano, Juan Diego Restrepo, quienes con la moderación de Ginna Morelo, hablaron de los aprendizajes de este encuentro.

Frente al trabajo en material periodística que se viene realizando en Colombia, la alemana Naundorf hizo un reconocimiento a la labor valiente que hacen los reporteros colombianos. Y destacó el largo trecho que aún tienen los periodistas extranjeros para seguir llevando las historias de Colombia al mundo: “tenemos varias dificultades al cubrir el conflicto armado en Colombia, para empezar, muchos de nuestros lectores no
saben dónde es Colombia”.

Para este obstáculo Kopp, representante de la DW Akademie, reafirmó la necesidad de más cooperación entre países y colaboraciones en investigaciones trasnacionales.

Para Juan Diego Restrepo, director de Verdad Abierta, espacios como el Encuentro Colombo-alemán, “reafirman en el ejercicio periodístico”. Y aun escuchando gente que destruye el periodismo, Restrepo se mantiene creyendo cada día debe hacer un mejor periodismo.

Respecto a los desafíos en el cubrimiento del proceso de paz, y los riesgos de la polarización durante las campañas políticas para las elecciones 2018, el director de Verdad Abierta opina que no hay que tener miedo de “ponerle ideología y politizar los discursos”.

“Siempre decíamos que la mejor noticia para Colombia era la noticia de la paz. Y ha llegado la noticia de la paz, pero pareciera que algunos ámbitos del periodismo no se hubieran preparado para cubrir la paz. Es como si estuviéramos contenidos por tanta información, y subyugados por el miedo al momento de cubrir la paz.”

Por esto Restrepo sigue apostándole al periodismo de investigación como medio para tener impacto social en el país: “uno se la tiene que jugar por un proyecto social, político y de vida, para que el país deje de resolver conflictos por la vía armada. Nosotros como periodistas no podemos contribuir a la desilusión social, ese el gran fracaso de nuestra labor comunicativa. Ese día las democracias fracasan. Uno puede contribuir a la ilusión social con muchas tareas, incluso con las denuncias”.

Mira aquí la galería de imágenes con los detalles del Encuentro Colombo-Alemán de periodistas 2017.

 

 

 

 

 

1497
Modificado por última vez en Martes, 12 Diciembre 2017 17:57